6 Remedios Naturales para la Circulación

Existen muy buenos remedios naturales para la circulación sanguínea. La circulación es esencial para la salud, ya que es responsable de distribuir el oxígeno y todos los nutrientes esenciales necesarios para los órganos, las células y todas las partes del cuerpo.

Debido a su papel en el cuerpo, la sangre también se conoce como el “flujo de la vida” y hay poca necesidad de explicaciones para hacerse una idea de lo grave que puede ser sufrir complicaciones en este sentido.

Los trastornos del flujo sanguíneo son consecuencia del consumo excesivo de comida rápida, de los altos niveles de colesterol y de los efectos nocivos de los radicales libres.

Todos estos elementos hacen que las paredes arteriales se endurezcan o se bloqueen, lo que impide la correcta circulación de la sangre.

El aspecto más preocupante es que, con el tiempo, desencadenan problemas más graves y afectan al desarrollo de enfermedades cardiovasculares, la diabetes y el daño hepático y renal.

Afortunadamente, gracias a la adopción de buenos hábitos de vida y al consumo de algunos remedios caseros, podemos mejorar su buen funcionamiento, reduciendo así todos estos riesgos.

1. Infusión de jengibre

La raíz de jengibre es un ingrediente con propiedades antiinflamatorias y anticoagulantes que se puede utilizar para tratar problemas circulatorios.

Aunque es bueno añadir jengibre a diferentes recetas, la mejor manera de aprovechar todas sus virtudes es con una infusión natural.

Ingredientes:

1 cucharada de raíz de jengibre rallada (10 g)
1 taza de agua (250 ml)

Cómo prepararlo:

Hervir una taza de agua y añadir la raíz de jengibre rallada.
Deje reposar la infusión durante 10 minutos, cierre con una tapa y luego beba.
Beba esta infusión una vez al día, todos los días.

2. Infusión de cola de caballo

Esta planta, famosa por sus propiedades diuréticas, promueve el flujo sanguíneo gracias a su capacidad de reducir la inflamación y eliminar la retención de agua.

Ingredientes:

2 cucharadas de cola de caballo (20 gr)
1 taza de agua (250 ml)

Cómo prepararlo:

Al igual que con la infusión de jengibre, hierva el agua y viértala en una taza con la cola de caballo.
Después de 10 minutos, filtrar la bebida y beber. Puede beber hasta 2 tazas al día.
Use este remedio por lo menos 3 veces a la semana.
3. Infusión de romero

3. Romero

La planta de romero es una gran ayuda para eliminar toxinas y evitar la formación de coágulos en el sistema circulatorio.

Ingredientes:

1 cucharada de hojas de romero (10 gr)
1 taza de agua (250 ml)
Cómo prepararlo

Añadir las hojas de romero y el agua hirviendo a una taza.
Cierre bien la taza y déjela en remojo durante 10 ó 15 minutos.
Tome la misma dosis todos los días.

4. Pimienta de Cayena

Gracias a sus ricos antioxidantes y a su capacidad de eliminar el exceso de lípidos, la pimienta de cayena es otro remedio eficaz para limpiar la sangre y facilitar la circulación.

Ingredientes:

¼ cucharadita de pimienta de cayena (1,2 g)
1 vaso de agua (200 ml)
Cómo prepararlo

Diluir la pimienta de cayena en un vaso de agua tibia y beberla con el estómago vacío todos los días.

5. Jugo de naranja y ajo

Jugo de naranja

El ajo es uno de los mejores ingredientes para proteger la salud cardiovascular. Es rico en antioxidantes, vitaminas y minerales que purifican la sangre, eliminando lípidos y toxinas acumuladas.

El jugo de naranja, por otro lado, es una fuente rica en vitamina C y fibra, dos nutrientes que son esenciales para fortalecer las arterias y prevenir el endurecimiento.

2 dientes de ajo crudos
5 naranjas

Cómo prepararlo:

Se exprime el zumo de las cinco naranjas y se mezcla con los dos dientes de ajo bien machacados.
Si se desea, se puede mezclar todo para obtener una mezcla más homogénea.
Beba con el estómago vacío durante al menos dos semanas.

6. Batido de melón y uva blanca

El consumo regular de este batido natural ayuda a eliminar los problemas circulatorios, ya que contiene poderosos antioxidantes que previenen la formación de placa grasa en las paredes de las arterias.

Ingredientes:

1 rebanada grande de melón
1 taza de uvas blancas (90 gr)
4 hojas de menta
1 vaso de agua (200 ml)

Cómo prepararlo:

Lavar bien todos los ingredientes, cortar el melón en trozos y las hojas de menta.
Poner todos los ingredientes en la licuadora y encender durante unos minutos hasta obtener una mezcla homogénea.
Beba este jugo con el estómago vacío tres veces a la semana.
Recuerde que, además de usar estos remedios, puede practicar una rutina de ejercicios y adoptar una dieta que le ayude a obtener mejores resultados.

Complementos de Remedios Naturales para la circulación sanguínea

También podemos optar por suplementos nutricionales naturales para la circulación sanguínea. En los herbolarios encontrarás diferentes productos con ingredientes a base de plantas medicinales o vitaminas que mejoran la circulación.

Te recomendamos:

Circulegs de Solaray: Es un suplemento alimenticio a base de castaño de indias, centella asiática y rusco. Circuleg de Solaray nos ayuda a mejorar la circulación en general y las piernas pesadas.

Venal Xtra: Venal Xtra de Laboratorios Bional  con castaño de indias, rusco y vid roja, es un suplemento alimenticio que contiene tres extractos estandarizados destinados a ayudar a favorecer la estimulacion del retorno venoso de una forma activa y duradera.

Además, la Naturóloga Paloma Moset nos da estos prácticos remedios naturales para la circulación sanguínea:

Fuente: www.herbolarioonline.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *